Mundo Perigeo

Eduardo Fanegas de la Fuente

Mis novelas

Saga Perigeo #2

Perigeo Rojo

Cruce de Caminos Ediciones (Enero 2020)

“Su nombre era Esther. Supe desde el primer momento que era ELLA, pero estaba fuera de mi alcance. Sabía que era una chica que jugaba en primera división y yo no tenía nada que ofrecer dentro de su mundo. Inteligente, divertida, guapa a rabiar y con el glamour suficiente como para hacer cualquier cosa y quedar siempre bien.Todos la miraban con admiración y deseo. Y no sé cómo, ni por qué, acabó fijándose en mi...

Hubiese sido una bonita historia de amor salvo por el hecho de que, entre otras cosas, se viera interrumpida por los signos del Apocalipsis. Y por desgracia yo era el elegido para evitar el fin del mundo.”

Saga Perigeo #1

Perigeo Azul

Edición Ampliada

Cruce de Caminos Ediciones (Noviembre 2019)

Pocas personas podrían imaginar que bajo los vestigios de lo que un día fue el Palacio del Buen Retiro de Madrid, se hubiera construido un complejo gubernamental de alto secreto. ¿Quién iba a suponer que bajo sus cimientos se albergarían hoy día los mayores secretos y encerraría a los hombres más peligrosos del mundo?

El Preso del Agua era uno de ellos y consiguió lo imposible. Escapar. Durante su huida se nos desvelará su sorprendente historia que, a través de unos extraños sueños, le llevarán a un pequeño pueblo del Pirineo Aragonés.

Al mismo tiempo Rodrigo, un universitario recién llegado a tan remoto lugar, se empieza a dar cuenta de que el pueblo oculta un secreto muy antiguo y bien preservado. Pronto se verá envuelto en una aventura que cambiará su vida y su forma de ver el mundo tal y como lo conocemos ahora.

Colección de Relatos

Preludios y Secretos

Interludio

Cruce de Caminos Ediciones (Diciembre 2019)

Preludios y Secretos es una antología que contiene más de 70 relatos, microrrelatos y cuentos. Cada cicatriz, cada arruga o marca en la piel tienen una historia que contar. Y muchas de ellas van acompañadas de bocetos y dibujos del propio autor y de reconocidas ilustradoras y amigas, como Gretna Vásquez o Beatriz Moreno, que le han acompañado en este maravilloso viaje literario a lo largo de los años. También encontrarás reflexiones, pensamientos y algún que otro secreto que te abrirá las puertas de Mundo Perigeo.

El portal está abierto ¿No lo vas a cruzar?

Colección de Relatos

Doce meses y un año bisiesto

Varios Autores

Wave Books Editorial (Febrero 2020)

Hay letras que esperan años, muchos, para salir a la luz. Descansan en las sombras a que sea el momento exacto, el perfecto, el que estén destinadas a dejarse leer. Esta antología es mucho más que un compendio de horror, locuras, miedos, pasadizos o viajes por estilos tan dispares: es una odisea que empezó mucho antes que la Ola misma creara vida, y ahora, hoy, este año Bisiesto, es su año...Aquí no hay coordinador, hay creadores y criaturas: nació de una idea de dos mentes, una con S y otra con C que hoy se quedarán ellas en la sombra que abandona la creación, observando como, con maestría, este conjunto de autores sin par desatan la tempestad en mar abierto que solo acaba de empezar. Colgad el calendario en la pared. Sentaos en una silla frente a sus números, y abrid el libro. Bienvenidos a los meses que marcarán vuestras vidas.

Las crónicas de Mundo Perigeo

Eduardo Fanegas de la Fuente

Nací en el ascensor de un hospital de Madrid, pero crecí y estudié en la cervantina ciudad de Alcalá de Henares. Siempre vinculado a la literatura exploré otras disciplinas como la pintura y la música. Pero por circunstancias de la vida acabé licenciándome en Biología por la UAH y me reciclé como informático en una importante multinacional.

Me

No obstante no dejé de escribir nunca. Publiqué mi primera novela en 2011 y tras varios experimentos literarios (los dos últimos bajo seudónimo) he vuelto a publicar con mi nombre real para traeros una serie de novelas de fantasía contemporánea.


Eduardo Fanegas. Escritor.
Emma Sagen. Cronista.

Mis crónicas

Pedraza de Talmir


En algún lugar entre Monte Perdido y Espierba...quizá hayas oído hablar de este pequeño pueblo junto a un lago...

Presentación de Perigeo Azul


¡El  domingo 11 de diciembre no hagas otros planes! 




Porque no sólo vas a ir de tapeo por Alcalá de Henares, si no que también has quedado conmigo a las 12:00 h en el Hostel Complutum en la Plaza de San Diego, 2 (Frente a la Universidad de Alcalá), un lugar encantador y acogedor, para la presentación en primicia de mi novela Perigeo Azul.


 Presentaremos la novela, charlaremos, podréis adquirir allí mismo el libro y os lo llevaréis dedicado y firmado. Y luego, cómo no, podréis disfrutar del tapeo y el ambiente de esta maravillosa ciudad que es Alcalá de Henares.

¿Se os ocurre un mejor plan? Seguro que no ;-)


Selenitas y Lunátic@s


Muchos os habréis encontrado ya alguna foto de perfil omo estas que os pongo hoy aquí en Facebook o en alguna otra red social. Son mis amigos los Selenitas y Lunátic@s que, gracias a la iniciativa de mi agente, se han puesto manos a la obra para promocionar y dar publicidad a mi libro y esta página.

Me hace mucha ilusión ver cómo se implican estas personas a las que quiero tanto, y la verdad, sería un sueño ver montones de fotos así inundando Internet. ¿Y por qué no? ¿Os animáis?

Es muy fácil, solo tenéis que poneros en contacto conmigo y mandarme una foto con la pose de las manos acogiendo, sujetando o acunando la Luna como estas que os muestro y os la devolvemos así de bonitas :-D

Tímidas Palabras

Ahí están las muy putas, que no quieren salir. Más que tímidas son unas puñeteras cobardes y me están haciendo cabrear.

¿Pero qué les he hecho yo? Siempre las he tratado bien, procuro no cometer faltas ortográficas y las ordeno lo mejor posible para enganchar al lector cuando las lean. Deberían estar orgullosas de cumplir su función y más que animadas, locas por salir y contar historias entre todas juntas.

Pero llevo una hora sentado delante del folio en blanco y no sale ni una. Y si las fuerzo a salir es peor...agito el lápiz y salen al azar; creo que se lo juegan a los chinos para ver a quien le toca. Las ultimas han sido "casa, maquillaje y vaca"... Joder con eso no hago nada, no tienen sentido. Bueno sí, podría escribir "La vaca entró en la casa para maquillarse" pero no tiene nada que ver con la historia que estoy escribiendo. Y hala, otro tachón en la hoja.

No quiero pensarlo, pero...¿Y si se me están acabando? Por eso salen las que quedan, muertas de vergüenza por no tener orden ni concierto...¡Oh Dios mio! ¡No podré volver a utilizar las palabras vaca, casa ni maquillaje! Ah no...acabo de hacerlo...que susto me he llevado.

Entonces...¿Qué les pasa?

¿Las musas decís?

Mierda, es verdad...no estoy nada inspirada. Y me he dado cuenta de que llevo una temporada larga escribiendo en el blog sobre lo mismo una y otra vez. Dicho de una manera u otra, pero repitiéndome hasta la saciedad. Imagino que es una vía de escape al estrés diario, al correr de un lado a otro y sacar unos minutos para escribir mis novelas sin perder el norte. Y así me pasa luego. Que llego a mi cita semanal al blog y lo único que me apetece es desahogarme. Siento ser tan pesada. Prometo controlarme. No volverá a ocurrir.

Mejor tomarse la entrada de hoy con humor ;-)

11:14

No me he levantado con muy buen ánimo hoy y eso que he dormido bien. De los pocos días que he dormido bien...es curioso. Será la neblina que me rodea, que se enreda en mi cuello y aprieta con sus manos invisibles. Son las 11:14, y llevo horas mirando un documento en blanco. Me esta costando mucho arrancar una nueva idea, tanto como cambiar ciertos aspectos de mi vida.

Ahora lo único que me apetece es largarme de aquí subir a una montaña solitaria y ponerme a gritar. Y después de quedarme sin aliento, sin la tensión que se acumula ahora mismo por segundos en mi interior, bajar paseando sin rumbo fijo y perderme entre la gente, aunque lo mío es caminar sola observando sin ser vista. Hoy me cuesta respirar, hay una mano invisible que aprieta con fuerza mi corazón, lo suficiente como para ahogarme pero sin matarme. Estoy cansada, me pesa el querer estar en tantos sitios al mismo tiempo y no llegar a ninguno. El ardiente asfalto en las calles se derrite bajo mis pies, se enreda y me hace más difícil caminar...

Necesito coger distancia y alejarme un poco, alcanzar el horizonte y ver las cosas con perspectiva...ese horizonte que por mucho que intente avanzar siempre se queda anclado en la lejanía...

No me he levantado con muy buen ánimo hoy y eso que he dormido bien. De los pocos días que he dormido bien...es curioso. Y ahora se me acumulan todas las palabras, todos los sentimientos en mis dedos temblorosos, y ya no les cuesta tanto salir... El reloj sigue marcando las 11:14...aunque sé que no se ha detenido ni un instante. Y sí, a veces necesito estar sola porque soy humana y necesito inspiración. Y a pesar de todo, una vez que se ha disipado la niebla y que la mano afloja su presión se que aparecerán esos rostros que lo iluminarán todo con sus ojos y su sonrisas y necesitaré que no se separen nunca de mí.

Cartel de la película 11:14 (2003)
Muchas veces para escribir necesito un estado de ánimo en concreto para meterme en la escena. Esto a veces lo consigo inspirándome en las sensaciones que me transmita una película que haya visto (como es el caso de hoy) o retorciendo los hechos de mi vida cotidiana. Esto no quiere decir que las cosas que escriba sean reales o reflejen la realidad. ¡Recordar que soy escritora y me invento las cosas!

¡Perigeo Azul ya tiene portada!

No podía esperar a enseñaros la portada que ha diseñado Santiago González de Malbec Ediciones para mi novela. No puedo estar más contenta y agradecida por este gran trabajo ¡¡Es preciosa!! :-D

Voy a aprovechar para comentaros que está previsto que entre en imprenta esta semana y si todo va bien los libros estarán listos para la primera semana de diciembre.

Estamos esperando a concretar también fecha para la primera presentación que será en la tierra que me vio crecer, Alcalá de Henares, ciudad literaria por excelencia. Ya sé que diciembre serán fechas complicadas entre el puente y que comienzan las cenas de empresa, con amigos... pero mi agente está en ello y espero consiga una hora y un día que venga bien a todo el mundo. Y es que el sitio que ha escogido es encantador y acogedor.

Pero de momento no puedo decir más, a ver si me van a reñir por desvelar algún secreto o gafar algo... 

De momento espero que disfrutaseis del perigeo de ayer noche y que pronto podáis hacerlo de mi perigeo azul...

Llueve sobre mí

Me encanta sentarme a escribir cuando llueve. Con toda la casa en silencio y el repicotear de la lluvia en mis oídos. El Stabilo 0.7 en mi mano y una hoja en blanco sobre la mesa. No sé como lo hago pero siempre la tengo llena de papelotes y eso que intento ordenarla, pero voy escribiendo aquí y allá notas sobre los personajes, que si la geografía (incluso he dibujado un mapa de Headrhin) y luego la historia en sí...

La verdad que estoy un poco atascada y parece que no avanzo mucho últimamente. Así que me he sentado aquí y me estoy dejando llevar. En estos momentos me suelo poner algo melancólica y empiezo a hacerme preguntas sobre mi vida, lo que era, lo que es y lo que esperaba.

Y acabo con esas preguntas de ¿Soy realmente feliz? ¿Estoy viviendo la vida que quería de joven? Sé que suena un poco extraño así de sopetón pero tiene su explicación, que nadie se asuste. Todas las preguntas se encadenan, empiezas con esa mirada atrás en tu vida unos 10 o 15 años y recuerdas lo que eran tus sueños, tus objetivos, tus esperanzas...y ves que todo ha ido tomando otros caminos en el transcurso de ese tiempo, y no es que me queje de como se ha portado la vida conmigo y al punto al que he llegado, porque soy muy feliz en muchos sentidos, no me falta de nada y estoy rodeado de gente que me quiere y la que quiero. Pero aun así siento un vacío, como si me faltara oir ese ´click´ que lo explica todo. Es como lo de Blackie Lawless, que sus mejores canciones, las mejores canciones que he escuchado nunca, las escribió cuando más jodido estaba.

Acabo de darme cuenta de lo que acabo de escribir. Hoy no me ha hecho falta buscar un estado de ánimo en concreto porque ¿Escribo mejor cuando estoy de bajón o solamente es una percepción mía? Es cierto que los mayores elogios me los he llevado de mis textos más oscuros, pero creo que me muevo bien en todos los registros...el tiempo lo dirá. Para eso está Perigeo negro, el más oscuro...y Perigeo blanco el más alegre...

Ha dejado de llover ahí fuera.

Rutger Hauer en la famosa escena de Blade Runner

Os recomendamos...NO IR a Antiguo Palacio de Atienza

Es la primera vez que voy a hablar mal de un sitio. Normalmente si algo no me gusta (ya sea libros, bares, lugares, restaurantes, hoteles...) no hago comentario alguno y paso olímpicamente del tema. Y mira que he visitado sitios y he viajado y visto de todo. Pero esta vez me he sentido tan engañado y estafado en general que tengo que hablar mal de ciertos puntos sobre este hotel rural.

El caso es que teníamos previsto ir 5 días a Atienza a desconectar del mundo, disfrutar un poco de la tranquilidad del pueblo paseando por sus empedradas y empinadas calles medievales y aprovechar para visitar el castillo y los distintos museos que ofrece el lugar.

Para comenzar voy a reconocer que el primer error fue el mío. El querer encontrarme entre semana algún sitio de interés abierto. Todo cerrado a cal y canto salvo festivos y fines de semana (incluidos la mayoría de los restaurantes). Así que eso nos dejó poca oferta tanto cultural como gastronómica. Incluso la oficina de turismo estaba cerrada. Todo lo que me hizo sospechar que Atienza es un pueblo de cartón piedra donde las gentes del lugar solo acuden los festivos para hacer su papel en la obra. ¡En dos días no vimos un alma por la calle!

Pero bueno, me voy a centrar en el hotel rural Antiguo Palacio de Atienza.

Fachada del sitio al que NO debéis ir.
¿La habitación?

Muy bien, sin queja alguna tanto en limpieza como decoración y demás. Nos tocó la que se reservó por teléfono el día que llamé. La número 3. Con la cama supletoria para nuestro peque de 2 años y todo perfecto.

Hay que decir que la chica que me cogió la reserva, Raquel, fue muy atenta y nos dijo que nos invitarían a la cena de bienvenida y no nos cobrarían la cama supletoria. Solo se cumplió lo segundo...89 € la habitación con desayuno...desayuno que ya os contaré...

¿El personal?

De pena. Parecía que era el primer día que trabajaban allí (o el último). Desidia y falta de profesionalidad e interés. Como si llevaran tanto tiempo que les diera asco su trabajo y por eso pasan olímpicamente de los clientes. Atención: la mínima y les tenías que perseguir cuando deberían ser ellos los que estuvieran pendientes de ti. Y más cuando el primer día estábamos solo nosotros en el hotel. Había que hacer un poco de excepción con la ya nombrada Raquel, que se mostró muy amable y cercana. Tanto que entró en la habitación como Pedro por su casa y yo me estaba cambiando... pero bueno la chica era joven y parda e iba con toda su buena intención.

¿La comida del primer día?

Era normal. Tipo casera. Comimos el menú. 13.50 € y al peque le pedimos solo un primer plato (sopa de cocido que nos costaría 7,15 €)

¿La cena de bienvenida?

la misma que era gratis y luego nos cobraron. Pues más de lo mismo, normal y no digo que estuviera mala, pero eso sí carísima... claro si una sopa de cocido cuesta 7,15 € te puedes imaginar lo que cuesta un plato de ibéricos...

Imagino que decidieron cobrarla ya que en su página web indican que si te alojas 3 noches o más te invitan y bla bla... pero claro también es cierto que no actualizan desde 2014... supongo que sería cosa de los antiguos dueños porque estos han llegado para hundir el negocio me parece a mi.

¿Los desayunos?

Patéticos. Jamón York y queso resecos y ya masticados por las moscas. Escasísimo y variedad cero. Pan de barra para tostar y magdalenas duras. Zumo de naranja de dudosa procedencia. Y ya. Os podéis imaginar que para el peque no tenían ni un yogur.

Que por cierto, por teléfono nos dijeron que había trona para el niño. ¿Tú la viste? Nosotros tampoco.

Por supuesto tras la segunda noche decidimos marcharnos. (quizá por eso nos cobraron la cena de bienvenida: Ahí haciendo amigos y animando a volver y que hablemos bien de ellos)

Así que mi nota es un 2 sobre 10 y doy un 2 porque el lugar es bueno y se le puede sacar muchísimo partido pero no por el personal que lo dirige actualmente. Vergüenza ajena me ha dado.

Los lectores opinan

Cruce de Caminos

Contacta conmigo

Querido lector

Una de las cosas que más me gusta es saber quién está al otro lado de mis libros, que mi mundo literario se enriquezca con vuestras impresiones e ideas para seguir mejorando. Puedes dejarme un mensajes a través del formulario o directamente al correo electrónico. ¡Prometo contestar!