Mundo Perigeo

Eduardo Fanegas de la Fuente

12 de noviembre de 2008

Los restaurantes y yo
 Por mi trabajo llevo 8 años comiendo fuera de casa, he probado todo tipo de comidas y todo tipo de restaurantes...Cada vez que llego a un sitio nuevo por los cambios de cliente voy explorando los alrededores hasta que encuentro el restaurante a mi medida, o el menos perjudicial para la salud...


Vale que soy un poquito tiquismiquis para la comida pero es que sirven casa porquería por ahí..y los menús encima no son nada baratos...La historia es que además tengo mala suerte. Que estudiase biología no quiere decir que me guste encontrarme a mis amigos los bichos en la comida...

Y no ha sido una vez, ni dos...en las ensaladas, en el gazpacho, en el arroz con leche...parece que los atraigo joder.

Por supuesto hoy me ha tocado otro compañero de comida al que no he invitado cómo no. A este le dio por compartir la bebida conmigo. Menos mal que lo ví a tiempo y no me lo tragué.

11 comentarios:

  1. ¡Que fuerte!Una nunca sabe lo que se puede encontrar cuando come fuera de casa y desde luego es bastante desagradable tener invitados indeseandos en nuestros platos.

    Hace poco fui a una boda donde el cubierto pasaba los 100euros, mi sorpresa fue mayúsucla al encontrarme bichejos en las fresas que acompañaban al postre, las mismas que adornaban la tarta de novios. Y no fui la única, todos los platos estaban llenos de ellos.
    ¡Un asco!

    Saludos.

    ResponderEliminar
  2. Yo como en la cantina del trabajo y no te creas que es mejor que comer en cualquier restaurante de esos. Es peor porque encima sólo puedes escoger entre 4 o 5 platos y encima te lo sirven frío mientras pasas con tu bandeja en plan rancho militar. Yo de momento no me he encontrado ningún habitante en mis platos. O eso creo. Pero si lo hiciera te aseguro que a partir de ese día como a base de bocatas hechos en casa.

    Besitos sin bichitos.

    ResponderEliminar
  3. Puaj! pues si que tienes una atracción fatal para los bichitos entonces. Eso de compartir comida con seres inferiores, uf!

    Me ha hecho gracia este post. Y por si ves el mío, I'm fine! ademas, gracias por la dosis de risa de esta mañana (verdad de la buena, hace tiempo que no me reía a carcajadas, jeje).

    Besos.



    Publicado por Olivia para C.C. a las 12 de noviembre de 2008 16:24

    ResponderEliminar
  4. Ensalada con carne, se llama eso...
    jajaja

    Argg



    Publicado por Tesa para C.C. a las 12 de noviembre de 2008 21:10

    ResponderEliminar
  5. Entonces ¿lo que comimos aquel día no era pasta con perejil?... ya me parecía a mí extraño que el perejil se moviese, pero como me insististe tanto... :)
    Pd: (Recordarme a mí misma que nunca más vaya a comer con C.c.)



    Publicado por ALMAGRISS para C.C. a las 12 de noviembre de 2008 21:33

    ResponderEliminar
  6. Ay cariño....definitivamente tú necesitas, alguien que te cocine "rico" y que te "mime" muchoooo :):)

    Besoooos



    Publicado por UNIVERSO para C.C. a las 13 de noviembre de 2008 16:21

    ResponderEliminar
  7. Si al final, más vale malo conocido... Y no es de extrañar que cuando la gente cambia de ciudad lo primero que busca es un burguer... ;-)



    Publicado por Murphy White para C.C. a las 14 de noviembre de 2008 14:19

    ResponderEliminar
  8. Yo como en la cantina del trabajo y no te creas que es mejor que comer en cualquier restaurante de esos. Es peor porque encima sólo puedes escoger entre 4 o 5 platos y encima te lo sirven frío mientras pasas con tu bandeja en plan rancho militar. Yo de momento no me he encontrado ningún habitante en mis platos. O eso creo. Pero si lo hiciera te aseguro que a partir de ese día como a base de bocatas hechos en casa.

    Besitos sin bichitos.



    Publicado por Eva para C.C. a las 14 de noviembre de 2008 15:25

    ResponderEliminar
  9. ¿Y la que puedes liar en el restaurante y que te salga la comida gratis?
    Be water my friend!
    Bromas aparte, es una putada no pedir guarnicion y que te la pongan.



    Publicado por calambre para C.C. a las 15 de noviembre de 2008 23:13

    ResponderEliminar
  10. olivia - Es lo de siempre, no te gustan en el plato? Pues toma dos ;-P

    Iraunsugue_Eternia - Pues vaya gracia encontrárselo en una boda no? Vamos que los del catering deben estar buscando empleo ahora...

    Tesa - Por lo menos tiene mucha proteinas aunque prefiero no tomarlas así jeje

    almagriss - ¿Pero a que comiste bien eh? jejeje, no te preocupes que la prxima vez escoges tu el restaurante ;-) Besoooss

    universo - A que sí, que me prepare buenas comiditas para llevarmelas en el tupper, a ver si me toca ya jeje, muuaaakss

    Murphy White - Pues yo eso de ir a una ciudad nueva, o fuera de vacaciones y entrar en un burguer lo primero como que no, claro así me encuentro lo que me encuentro jajaja

    eva - Tanto les cuesta hacer la comida como en casa o por lo menos parecida? Jo yo creo que ganarían clientes, un besazo

    calambre - Sí, es una putada. Como tantas otras.



    Publicado por C. C. para C.C. a las 17 de noviembre de 2008 9:36

    ResponderEliminar
  11. Ramón de Mielina2 de junio de 2020, 18:14

    Son proteinas :-)



    Publicado por Ramón de Mielina para C.C. a las 17 de noviembre de 2008 17:23

    ResponderEliminar

Un blog se alimenta de tus comentarios. No lo dejemos morir. Dejad aquí vuestra huella.

Los lectores opinan

Cruce de Caminos

Contacta conmigo

Querido lector

Una de las cosas que más me gusta es saber quién está al otro lado de mis libros, que mi mundo literario se enriquezca con vuestras impresiones e ideas para seguir mejorando. Puedes dejarme un mensajes a través del formulario o directamente al correo electrónico. ¡Prometo contestar!