Estamos reconstruyendo nuestro mundo ¡Volveremos pronto!

Si quieres un ejemplar de alguna de nuestras novelas escríbenos a mundoperigeo@gmail.com

Copyright © MUNDO PERIGEO | Published By Gooyaabi Templates | Powered By Blogger
Design by WebSuccessAgency | Blogger Theme by NewBloggerThemes.com

Archivo del blog

Eduardo Fanegas

Eduardo Fanegas

Emma Sagen

Emma Sagen
Escritor a tiempo parcial, de los que escriben cuando pueden y no cuando quieren. Pero soñador a tiempo completo...
Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons. El contenido de este blog pertenece a la autora. También hay imágenes y elementos incluidos en él obtenidos en búsquedas a través de internet. Si algo es tuyo y quieres que lo referencie o lo quite házmelo saber.
Observadora del comportamiento humano y cronista del devenir de la humanidad. Aunque a veces no puedo evitar intervenir y ser parte activa...

viernes, 25 de agosto de 2017

La Gata

 Después de dormir lo que le parecieron siglos despertó. No recordaba haber descansado tanto en toda su vida. Abrió los ojos como si de una largo parpadeo se tratara y una sonrisa brotó en sus carnosos labios. Miró el reloj de la mesilla. Aquellos siglos no habían sido mas que unas pocas horas. Pero había dormido como nunca. Incluso había dejado de dolerle el cuerpo. Siempre le dolía al despertar, tanto como si hubieran estado tensando y trenzando sus músculos. Supuso que se debía a que ya no había estrés ni preocupaciones, que solían ser las causantes de todos sus problemas. Se desperezó como una gata arqueando la espalda y estiró los brazos. Al moverse, la sábana se deslizó cayendo al suelo,y el sol que entraba por las rendijas de la persiana a medio subir rozó con sus largos dedos su cuerpo desnudo. Emma ronroneó. Le gustó verse así. No estaba acostumbrada a dormir sin ropa alguna. La piel se le erizó e instintivamente se llevó las manos a los pechos para cubrir sus duros pezones. Rió nerviosa ya que en la habitación no hacia nada de frío.

Se estiró de nuevo en la enorme cama que al fin era toda para ella. Por fin estaba sola.

Alargó la mano y cogió el libro que se había deslizado entre sus dedos cuando se quedó dormida.

Continuó en el punto que lo había dejado.


¡Bienvenidos a esta página, queridos lectores! Ojalá que entre todos la convirtamos en un refugio de literatura y vida. Dejad aquí vuestra huella.

8 comentarios:

  1. me gustan mucho los gatos. ponen unas caras muy graciosas, y resulta divertido imaginarse lo que dirían si pudieran hablar.
    precioso relato. vaya con la chica felina! ;) me alegra mucho que hayas retomado tu blog. seguiremos leyéndonos.
    besitos!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Chema, tenía muchas ganas de volver a coger el ritmo y escribir por aquí un poquito. Os echaba de menos :-) ¡Besos!

      Eliminar
  2. Wuuuuaaa qué sensual esta entrada, y me alegra volver a leerte, Emma, venía echando de menos tus textos.

    Qué agusto sentirse de esa manera, desnuda y estirándose desde la soledad, libre como el viento.

    Besos enormes y feliz noche.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues María tengo que decirte que venía inspirada después de leerte a ti. A ver si es que estás despertando mi lado sensual a la hora de escribir... Un besazo y muchísimas gracias :-D

      Eliminar
  3. ay que de menos se te ha echado! me encanta la manea que tienes de transmitir, y te lo he dicho varias veces, jajaja. precioso el texto, la libertad que siente!

    un beso corazón

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Carol, yo sí que te he echado de menos. Y no sabes lo que me alegra que te gusten mis textos. Un besazo cielo

      Eliminar
  4. Cómo me ha gustado el texto
    Bss

    http://www.blackdressinspiration.com

    ResponderEliminar
  5. Muchísimas gracias Black Dress y bienvenida a mi página. Un beso

    ResponderEliminar

¡Bienvenidos a esta página, queridos lectores!
Ojalá que entre todos la convirtamos en un refugio de literatura y vida. Dejad aquí vuestra huella.